BDSM

Socorro, soy sumisa… ¿Eso es malo?

preview16

Antiguamente, si una mujer era sumisa en la relación de pareja no se decía mucho. De hecho, si echas la vista atrás a tu madre o a tu abuela, te darás cuenta que ellas apenas si tenían voz ni voto en su relación. Se hacía lo que el hombre quería, igual en el sexo.

En el BDSM esto es ir un poco más allá, y sobre todo consensuada. Ser sumisa no es malo, ni mucho menos. Es una forma de que tú te sientas mejor porque no tienes que hacer algo que no sabes si haces bien o si le gusta a la otra persona, para hacerlo sentir satisfecho, dejas tu sexualidad en manos de esa persona para que él te lleve a ese lugar placentero. Y para ello te sometes a él.

Ahora bien, aquí es realmente lo que puede hacerte dudar: ¿ser sumisa es ser esclava? No, mil veces no. Una cosa es ser sumisa y establecer una serie de reglas para serlo en diferentes situaciones, respetando a cada persona; y otra muy diferente que pierdas tu libertad y te conviertas en una esclava. Eso sí podría ser malo si no es lo que tú querías.

Desear someterte, que te azoten eróticamente, que te aten y disfruten de tu cuerpo sin que puedas impedirlo no es una enfermedad. No eres rara, es una opción sexual que ha estado en la historia del mundo desde hace miles de años y que, simplemente, antes no se sabía de ella, o sabiéndose se miraba hacia otro lado.

El BDSM es un sistema que está estructurado, no es llegar, elegir a un hombre y someterte a él para que te haga lo que quiera. No, no funciona así. Tiene reglas, procedimientos, incluso prohibiciones para que no haya daños ni físicos ni psicológicos para quien lo practique. Siempre se establece un listado de limitaciones, un contrato sobre lo que hacer y lo que no, y siempre hay consenso. Un Amo no puede hacer lo que quiera con la mujer.

Ser sumisa, querer serlo no es malo. Tal y como decía Jay Wiseman en su libro “BDSM”: “Si quieres saber qué es lo que te va, presta una atenta mirada a qué es lo que estás fantaseando justo antes del orgasmo cuando te estás masturbando”.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Populares

To Top