CURIOSIDADES

¿Hacemos pegging?

pareja-con-las-caras-muy-cerca_1304-753

¿Has oído hablar del pegging? ¿Sabes lo que es? Si quieres hacer disfrutar a tu pareja hoy te vamos a hablar de una práctica sexual que les gusta a muchos hombres (aunque en verdad no es algo que haga cualquiera).

¿Y qué sucede en el pegging? La sexualidad masculina hace referencia al pene, que para los hombres es la zona más erógena que tiene (aunque en realidad ya sabemos que hay muchas otras y que no siempre nos tenemos que ir directamente a ella para hacerle enloquecer). Pero, en concreto, con esta práctica, sí. Pero aún más.

Y es que hay hombres que tienen otra zona erógena, el ano, donde algunos sienten placer con la penetración por parte de la mujer, ya sea con un consolador o con el propio dedo. ¿Sabes cómo sería?

La práctica del pegging

Practicar pegging es muy sencillo y hay que seguir las mismas pautas que el sexo anal en las mujeres, o con otros hombres. En este caso es una práctica que necesita de una preparación previa, no solo de utilizar lubricante, sino también de tener el conducto anal limpio (para lo que habría que utilizar algún edema) o de no tener las uñas largas para evitar rasgar esa zona que puede ser complicada para sanar (por estar húmeda y tener la forma que tiene). También es importante probar antes de desterrar la práctica ya que muchos han visto que, aunque no lo ven “normal” porque es una zona muy sensible y además algo no habitual en los hombres, lo cierto es que les gusta.

Otra característica del pegging es que la mujer es quien tiene el poder. Es ella la que controla la situación y, en el caso del hombre, quien utiliza las posturas de sumisión que se suelen pedir en las mujeres por lo que la novedad suele llamar aún más la atención.

Según profesionales, el orgasmo que se llega a producir es más intenso que los orgasmos que pueden tener los hombres solos pero también es cierto que es una práctica que muchos evitan, no ya por desagrado de ser penetrados en esa zona, sino también porque muchos piensan que ese tipo de prácticas sexuales daña su “hombría”.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Populares

To Top